} -->

Yogur de té verde


El té verde es una de las bebidas que más beneficios aporta al ser humano. Entre algunas de las propiedades que se le atribuyen se encuentran la de ser antioxidante, bueno para perder peso y hasta incluso para la dentadura. También resulta muy beneficioso para tratar diferentes enfermedades de la piel gracias a su poder antinflamatorio y aséptico. Ciertos compuestos del té verde disminuyen la formación y la actividad de los radicales libres y, por ende, reducen el estrés y ayudan a regular los horarios del sueño.
Como curiosidad os diré que es un tipo de té Camellia sinensis y es verde porque no ha sufrido una oxidación durante su procesado, a diferencia del té negro, ya que las hojas se recogen frescas y después de someterse a la torrefacción, se prensan, enrollan, trituran y se secan. Tenéis más información sobre el té verde aqui.


Por esto su consumo es muy recomendable, y para aquellos a quienes no les gustan las infusiones he preparado este yogur que puede ser realmente recomendable para todos.



Ingredientes:
1 taza de te verde Teterum
600 ml de leche
1 yogur natural o griego
2-3 cucharadas de azúcar
2-3 cucharadas de leche en polvo

Elaboración:
Primero preparamos el te: la infusión debe hacerse con agua sin hervir (70-80 grados centígrados serán perfectos). Agregamos el te verde en hebras y dejamos reposar dos o tres minutos de reposo, para que adquiera todos sus sabores, pero podemos alargarlo hasta 5-8 minutos para disfrutar al máximo de todas sus propiedades.


Lo dejamos reposar para que se temple, lo colamos,  y lo mezclamos con el resto de ingredientes. Lo metemos en la yogurtera y lo dejamos allí unas 8-12 horas (cuanto más mejor) para que trabajen las bacterias, y luego otras 3-4 horas en la nevera para que acabe de fermentar.Si quieres más información sobre que es como funciona la yogurtera, te cuento todo aqui.


Si no tenéis yogurtera podéis calentar la leche a 90º, luego la quitamos del fuego, y esperamos que se enfríe a 45º, la leche tiene que estar caliente, pero no tanto que mate las bacterias del yogur, esto puede tardar media hora. Cuando alcance esa temperatura echamos una cucharada de yogur, lo removemos bien, y lo dejamos unas 4 horas. Durante este tiempo los fermentos del yogur harán su trabajo. Una vez que han pasado las 4 horas, lo abrimos, escurrimos con cuidado parte del suero (con un colador fino), y removemos un poco con una cuchara para que quede homogéneo. 


Hace unos dias me enviaron una muestras desde Teterum, que es una tienda de té online en la que venden productos naturales y muy respetuosos con el medio ambiente. Cuenta con muchas variedades de tés que se pueden combinar al gusto o a través de packs predefinidos con sugerencias según ocasiones o perfiles de las personas. Además la empresa se preocupa mucho por la sostenibilidad a nivel ambiental y social. Sus productos se empaquetan en centros de trabajo para personas discapacitadas por nuestros Artesanos con Cariño y cuentan con todos los controles de calidad, trazabilidad y certificados de manipulación que aseguran un té en óptimas condiciones.

Más recetas de yogur casero:

5 comentarios:

  1. Hayırlı sabahlar, çok beğendim. Çok leziz ve iştah açıcı görünüyor. Ellerinize sağlık.

    Saygılarımla.

    ResponderEliminar
  2. pues lo pienso hacer por que el te verde me encanta, besoooos y buen fin de

    ResponderEliminar
  3. Alaaaa que orginales de te verde, la verdad que el te verde es muy bueno y me gusta bastante, me dieron curiosidad estos yogures, tengo que hacerlos,besos

    ResponderEliminar
  4. Primera vez que escucho, leo y veo este yogur con té verde muy interesante tu publicación. 👍 👏👏👏👏

    ResponderEliminar
  5. Carmem, eu fiz a mesma receita, duas vezes, a primeira utilizei té blanco y la segunda té rojo, (ya que el té verde no me gusta mucho), te cuento que me quedo de lo mejor

    ResponderEliminar

Bienvenido a mi blog, Me encanta ver vuestros comentarios y sugerencias. Si tienes alguna pregunta, te contestaré. Gracias por tu visita!

Blogging tips