} -->

Saquitos de pasta filo con pollo y pimientos




Cuando necesitéis un plato especial podéis hacer estos saquitos de pasta filo, pues son muy versátiles respecto a combinar ingredientes para el relleno. La pasta filo se seca con mucha facilidad, por lo que la dejaremos en la nevera hasta el último momento, ya que se nos puede romper. El relleno es mejor que lo dejéis enfriar un poco, porque si no se ablanda mucho la pasta. Esta vez he hecho cada saquito con una hoja, pero la próxima vez lo haré con 2 y así se queda mejor, ya que así se queda muy fina y se rompe enseguida. 

Ingredientes;
1 pechuga entera
pasta filo
1/2 pimiento verde
1/2 pimiento rojo
1/2 manzana
aceite de oliva virgen

Elaboración:

Partímos la pechuga en dados pequeños, echamos sal, y freímos en aceite de oliva, reservamos.



Vamos partiendo el pimiento verde, lo freímos un poco.




 Pelamos y cortamos la manzana en dados pequeños y la doramos un poco.



Con el pimiento rojo, tambien hacemos lo mismo, partirlo en pequeños trozos y freírlo.



Cuando ya tengamos todo frito, partímos en cuadrados la pasta filo, y la vamos echando el relleno.



Podemos hacer distintos saquitos intercambiando los pimientos.



Vamos cerrando los saquítos y los sujetamos con un pincho o un palillo.
Los metemos en el horno, a 180º, unos 10-15 minutos, hasta que estén dorados.






Dificultad: baja

Tiempo: horno 15 minutos





Más:
 

12 comentarios:

  1. Que monos te han quedado, queda una presentación elegante y un plato fabuloso. Yo siempre que intento hacer saquitos se me termina rompiendo la masa antes de cerrarlos.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Carmen me encanta tu receta de hoy. Esa masa me encanta para hacer recetas originales porque da mucho juego, pero me resulta muy "asquerosita" para trabajarla porque siempre se me rompe,jeje. Besazos!

    ResponderEliminar
  3. Nunca he hecho una receta como ésta pero me la apunto por que me encanta cómo queda :D

    Bss
    Con Especias

    ResponderEliminar
  4. Te han quedado estupendos, la pasta filo me encanta tanto para dulce como salsado.Qué rico!! Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  5. Una receta de reciclaje y aprovechamiento, vestida de autentico lujo, muy buena. Besos

    ResponderEliminar
  6. La pasta filo me odia, creo que voy a empezar por hacer estos saquitos, jeje
    Besinessss

    ResponderEliminar
  7. Sencillos y muy llamativos. Una idea estupenda. Un besiño.

    ResponderEliminar
  8. Te puedes creer que nunca he usado la pasta filo?? y eso que cada vez que veo una receta me tiro a ella de cabeza, pues me llama mucho la atención, pero luego nunca me atrevo. A la vista de estas delicias, tendré que quitarme el miedo, jeje
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Que interesante es la pasta filo y yo sin probarla todavía. Sñe que parece imposible a estas alturas pero es que mi marido es mucho de guisos y poco de hojaldres y masas así que ya sabes, todo esto queda para cuando me quedo sola, cosa que ocurre pocas veces.
    Me han encantado estos saquitos y además es que admite miles de rellenos.
    Un besooo

    ResponderEliminar
  10. Muy ricos, se hacen muy pronto y si tienes gente son un original aperitivo.
    Buen finde

    ResponderEliminar
  11. Me gusta muchísimo la masa filo, y con este relleno seguro que es delicioso! Me encantó verte, Carmen. Besitos!

    ResponderEliminar
  12. ¡Qué monos te han quedado!, Una muy buena idea, como bien dices el relleno da mucho juego y admite infinidad de combinaciones. Me lo apunto. Saludos!

    ResponderEliminar

Bienvenido a mi blog, Me encanta ver vuestros comentarios y sugerencias. Si tienes alguna pregunta, te contestaré. Gracias por tu visita!

Blogging tips